viernes, 11 de diciembre de 2009

TOMÁS CARRASQUILLA VIVE EN EL METRO

En Medellín, los coches del Metro tienen nombre propio. Hay un vagón que se llama Manuel, otro León, Porfirio, Tomás y Epifanio. Todos ellos en memoria de escritores, artistas y poetas, nacidos en tierra Antioqueña. La empresa Metro estampó en los laterales de los vagones las firmas de los personajes y Moleskin 32 recopiló algunas de ellas.


Vagón Tomás Carrasquilla: escritor Antioqueño que nació en el municipio de Santo Domingo, "un pueblito con las tres efes: feo, frío y faldudo". Vivió entre el siglo XIX y XX.

Fernando Gonzales, filósofo y otro grande de Antioquia, escribió: "Este Carrasquilla es tan mirón, tan escuchador, tan sastre de ropas y de almas, tan realista, tan semidiós que se nutre de las energías de su patria antioqueña, que a pesar de que soy cuarentón estéril, al leerlo y al oírlo, me empreña de este juicio: es único en Colombia; es orgullo colombiano, es el que puedo enviarle a M. Bréal, para que vea que somos iguales a los europeo."

CUENTO: SIMÓN EL MAGO

CUENTO: A LA DIESTRA DE DIOS PADRE

Vagón Epifanio Mejía: Autor de la letra del Himno Antioqueño. Poeta. Nació en Yarumal en 1838 y murió loco en Medellín en 1913.

Epifanio Mejia Escribió la letra del Himno del Departamento de Antioquia, una región alta, arrugada por las montañas. La quinta estrofa dice:

Yo que nací altivo y libre
sobre una sierra antioqueña
llevo el hierro entre las manos
porque en el cuello me pesa.


Vagón Manuel Mejía Vallejo: Nació en Jericó, 1923. En 1989 ganó el premio Rómulo Gallegos, con su novela La casa de las dos palmas.

Mejía Vallejo no podía escribir sin antes beberse unas copas de aguardiente. Con el premio Rómulo Gallego, su nombre estuvo a nivel de Mario Vargas LLosa, Gabriel Garcia Marques y Carlos Fuentes.

Fue un experto en escribir copas. Una de ellas dice:

Siete amores que habían sido,

Los metí en un solo amor

Hoy los ocho sin rencor

Los metí en un solo olvido

Uno de sus aforismos reza: "Dicen que el silencio lo vuelve a uno loco. Lo que vuelve a uno loco es el ruido".


Vagón León de Greiff: Poeta. Nació en Medellín en 1895, era crítico de música e inventaba palabras que le sonaban bien en los poemas.


Su poema Relato de Sergio Stepanski es uno de los más conocidos. Transcribimos un aparte:

Juego mi vida, cambio mi vida,
la llevo perdida
sin remedio.
Y la juego, o la cambio por el más infantil espejismo,
la dono en usufructo, o la regalo...:
o la trueco por una sonrisa y cuatro besos:
todo, todo me da lo mismo:
lo eximio y lo rüin, lo trivial, lo perfecto, lo malo...


Vagón Fernando Botero: Medellín, 1932. Pintor y escultor. Su estilo nació apartir de poner en juego las desproporciones y la sensualidad.

Fernando Botero es famoso por sus pinturas y esculturas de personas re-gordas. Sus cuadros llegan a valer varios millones de dólares.
En el Parque de Berrio está la “Gorda de Botero”, un torso de una mujer. La Gorda es punto de encuentro en el centro de la ciudad. La gente dice “nos vemos en la Gorda a tal hora”.
Sobre ella ha quedado la marca de las esperas. El bronce oscuro del cuerpo tiene una única parte brillante y dorada: el pubis de la Gorda. Todo el que espera, tiene que tocarle el pubis. Y de tanto tocar quedó brillante. Bien decía Bukowski que el mejor amuleto no era una pata de conejo, o sobarle la panza a un buda, sino acariciarle el pubis a la novia.

Vagón: Francisco Antonio Cano, Primer maestro de arte en Antioquia. Pintor y escultor. Nace en Yarumal, y fallece en Bogotá D.C (Colombia), 1935.

Cano sintió desde muy joven que quería ser artista y que el arte era un oficio que valía por el mismo. En eso fue un visionario que concibió y defendió el hecho del conocimiento. Porque Cano pudo quedarse remendando paraguas, reparando ollas y relojes, ornamentando vasijas, construyendo teatrinos para títeres o en su su tierra natal. Sin embargo, prefirió viajar a Bogotá a observar las obras que exhibía los museos. Desde ese momento Cano no va a hacer otra cosa que repetir la saga de su gente: ser un andariego, ir en busca de sueños, fundar lo Impensable, enfrentar a la carencia el Ingenio, oponer el trabajo al conformismo abúlico y perezoso.


No hay comentarios:

BALLESTEROS

Entradas populares